Resumen del libro Gravity Grave

A finales de los noventa, el Reino Unido vivió una época de efervescencia cultural y musical propiciada por las drogas de diseño y la búsqueda de independencia. Hastiados de la política represora de Margaret Thatcher, en un acto de rebeldía, los jóvenes ingleses invadieron los clubs y organizaron fiestas ilegales al aire libre.
«Gravity Grave«, de Alexis Brito Delgado, está ambientada en aquella etapa de hedonismo y desenfreno habitual como «El segundo verano del amor». Los individuos primordiales de la historia —cuatro amigos que deciden pasar un fin de semana de raves— representan un retrato de la juventud de entonces: entretenidos, lúbricos y desencantados del sistema capitalista que solo quiere laminar a sus pobladores.
Con gigantes dosis de humor negro, cinismo e irreverencia, a través del narrador del que jamás llegamos a abarcar su nombre, Brito cuenta los hechos de la noche; la misma que los cambiará para toda la existencia. La obra trabaja a dos niveles: el primero, una ácida crítica al estilo de vida británico y el estudio de una sociedad sumisa y complaciente; y el segundo, una observación introspectiva sobre las emociones del personaje primordial, el anhelo de huír de una vida que aborrece, la relación con sus compañeros de juerga y el efecto del éxtasis sobre su personalidad.
Un fragmento de la novela que ejemplifica las reflexiones del narrador:
«La vulgaridad y la hipocresía eran la moneda de cambio en un mundo que se jactaba de abrazar lo más reciente y dejar atrás todo lo inservible. Aquello, cosa que no tardé muy en comprender, era una terrible mentira. De haberlo amado, con aceptar los designios de la mayoría, habría sido aprobado como uno más. Me negué rotundamente y elegí mi sendero. Me aferré a mis aficiones, a la música en general, para constituir mi personalidad. Me enorgullecía comprender que me había hecho a mí mismo, en todos los sentidos, como un superhombre nietzscheano. Logré huír de la tontería de mi familia, de la estrechez de miras de mis vecinos, de la mediocridad de mis instructores, compañeros del colegio y del centro. Fui permanente, no cedí en ningún momento, más allá de que todo estaba en mi contra.»
Entre alcohol, todo tipo de sustancias ilegales y un burlón análisis de todo el planeta nocturno, recalca el gurú del grupo —“Visionario, estudiante fracasado, viajero acérrimo, cliente de XTC, camello a día completa”— Spike: un alma errante inmerso en el lado salvaje de la vida que, a través de la química, ha ampliado los horizontes espirituales de —tal como se nombran a ellos mismos— «Los 4 jinetes del Apocalipsis».
En expresiones del autor:
«Me gusta sorprender al lector, que no consigua adivinar lo que va a ocurrir en el siguiente capítulo. El plan, desde el comienzo, fue exhibir la fina línea que divide la fiesta de la autodestrucción. Tanto el lado positivo como el negativo. Un poco como Screamadelica de Primal Scream: empieza como el subidón propio de las metanfetaminas y termina con la tristeza, melancolia y desasosiego de la peor de las resacas. Detesto a los escritores que, después de doscientas páginas de disparidad y cachondeo, terminan la obra con la promesa de que los individuos van a reformarse en una clínica de desintoxicación y elegir el buen sendero. Durante todo el libro vamos conociendo a Spike, tenemos un criterio de su forma de ser hasta que, por una secuencia de ocasiones, descubrimos su auténtica personalidad sin la máscara que utiliza para protegerse de invasiones exteriores. Para mí fue tocar techo como novelista».
La música, como no podía ser de otro modo, es un personaje más de la obra. Como si se tratara de una película, las canciones de las bandas más emblemáticas de la Movida Madchester —The Stone Roses, Happy Mondays, The Charlatans, Blur, Primal Scream, The Soup Dragons, Inspiral Carpets y The Verve— nos acompañan mientras avanza la historia. El Britpop se encontraba muy cerca dispuesto a finalizar en las listas de ventas de la pérfida Albión.
Aunque las comparaciones resulten odiosas, «Gravity Grave» es un viaje iniciático al estilo de «El guardián entre el centeno» que, a distingue del clásico de J. D. Salinger, resulta muy más desolador: el planeta no otorga demasiadas expectativas, el futuro está agotado y la sociedad insuperable aniquila a los débiles. En especial, los sueños y ambiciones del narrador, cuya máxima aspiración es escribir un libro que refleje las vivencias que ha experimentado. Más allá de esto, siempre quedará un resquicio de promesa en el desenlace del túnel.
«Gravity Grave» es una novela cruda y arriesgada: tiene una prosa electrizante, una intensa labor de investigación y una secuencia de individuos atípicos en un mercado editorial que busca lo “políticamente correcto” para agradar a todos los públicos. Sin un ápice de melancolia, nos sumerge en una época donde los jóvenes pensaban que iban a conseguir el poder el planeta. Desgraciadamente para ellos, de esta manera que sucedió con otros movimientos musicales del pasado, Madchester tuvo las horas contadas.Enviado por: Grupo Trabalibros

Curiosidades:

– El poeta y narrador Alexis Brito Delgado nació en Tenerife en 1980. Es constructor de las novelas Wolfgang Stark: El último templario (Editorial Seleer, 2012) y Gravity Grave (Palabras de Agua, 2014). Sus cuentos y poemas se detallan en I Antología Monstruos de La Razón, I Premio Grup Lobher de Relato Temático 2009, Selección Poesía Erótica Canaria 2013, Antología Steampunk Steam Tales, Action Tales: Antología Pulp, Blue Bayou y otros cuentos negros y Western Tales.
Mantiene su página web en: https://alexisbrito.blogspot.com.es/
– Primer capítulo:
http://palabrasdeaguaeditorial.com/tienda/gravity-grave/
– Banda sonora:
https://www.youtube.com/playlist?list=PLL5fXs24sCLfcR5_Ar8svyJ5LIBbTPS53Otros libros de este autor:

Wolfgang Stark: El último templario

$(document).ready(function() { var zoomimages = $(‘#ctl00_ctl00_maincontainer_contentpane_ctl01_images_imageslist a.wp-zoom-image.wp-item-image-link[href]’); var zoomfooterimages = $(‘#ctl00_ctl00_maincontainer_contentpane_ctl01_images_imageslist a.wp-zoom-image.wp-item-image-footer-link[href]’); if (zoomimages.length > 0 || zoomfooterimages.length > 0) { var options = { borderSize: 10, displayTitle: true, slideNavBar: true, allSet: true, navbarOnTop: false, disableNavbarLinks: false, displayDownloadLink: false, displayCloseImage: true, displayImageIndex: false, autoStart: false, strings: { help: ‘ ‘, prevLinkTitle: ‘Anterior’, nextLinkTitle: ‘Siguiente’, prevLinkText: ‘Anterior’, nextLinkText: ‘Siguiente’, closeTitle: ‘Cerrar’, image: ‘Pág. ‘, of: ‘ de ‘, download: ‘Descargar’ } }; if (zoomimages.length > 0) zoomimages.lightbox(options); if (zoomfooterimages.length > 0) zoomfooterimages.lightbox(options); } }); Libros con entrometidas coincidencias:

No iba a salir y me lie

 

Chimo Bayo y Emma Safón

Las dos novelas tratan sobre sexo, drogas y Rock And Roll.Otros libros relacionados:El guardián entre el centeno

J. D. Salinger

 

Aunque en diferentes instantes históricos, ámbas novelas relatan el viaje iniciático de sus individuos primordiales, jóvenes desorientados próximo de adentrarse en la madurez y que están desencantados con el planeta que les circunda.

Adquisición el libro en Amazon.es:

libroVolverMás libros…

Colabora en Trabalibros