La Novela Romántica: características y títulos populares

En Espaciolibros ya les hablamos antes la novela y los elementos que la conforman, en este artículos os explicamos uno de los géneros literarios que podemos encontrar en la novela, el estilo romántico. Aquí te contamos sus características y varios de los títulos más populares de este género.

 

 

 

Qué es la novela romántica

La novela romántica se podría determinar, en escasas expresiones, como una historia con last feliz. El argumento de la novela romántica comunmente tiende a ser el cariño, ya sean amores inviábles o amantes que vencen todas las adversidades que se interponen entre ellos.

La novela romántica se atiene a una sucesión de normas. Entre ellas está que comunmente la trama trata una relación sentimental y el cariño que se muestra es el cariño romántico. Este aspecto sufrió variantes con el tiempo.

Hoy en día la Asociación de Escritoras de Novelas Románticas estadounidense cree que las novelas románticas no son aquellas que hablan de forma exclusiva de amor romántico heterosexual, sino que también tienen la posibilidad de tratar del amor romántico gay.

Francesco Hayez

Mientras se va construyendo la trama durante la novela es viable que aparezcan otro tipo de subtramas que no siempre tienen que por qué ser de temática amorosa. Lo que siempre debe ocurrir es que la trama primordial obligatoriamente sea de tema amoroso.

Las novelas románticas siempre terminan teniendo last feliz o la mayoria de las veces. El lector, después de haber terminado la novela romántica, se queda con la sensación de que los dos amantes que han protagonizado la trama seguirán juntos por el resto de su historia, aunque Romeo y Julieta está considerada entre otras cosas, una novela romántica y su last no tenemos la posibilidad de decir que sea feliz.

El sustrato de todas las novelas románticas es la justicia emocional innata. Esto en las tramas de las novelas románticas se soluciona exponiendo una imagen maniquea de la verdad. En las novelas románticas la multitud buena termina siendo recompensada y la mala castigada. Los amantes en la novela romántica arriesgan lo que sea primordial para pelear por su amor.

 

 

Caracterí­sticas de la novela romántica

Las características de la novela romántica pasan, básicamente, por un last feliz. Y sucede que el hilo conductor de la mayoría de novelas románticas es subir el cariño por arriba de todo. Amores prohibidos, inviábles, no comprendidos…

 

Sin embargo, hasta llegar al éxtasis last, la novela romántica tiene una sucesión de normas no escritas. Normas no escritas que, como es regular, varios autores se han saltado. Es más, también hay novelas románticas con trágico last. No por esto dejan de ser románticas.

 

Sea como sea las características de la novela romántica son más que reconocibles. A continuación te enumeramos las características de la novela románticas.

Precisas descripciones

El propósito del creador de novela romántica es que el lector sienta lo que sienten los individuos. Para eso, nada como ser muy descriptivos. Para eso, uno de sus comunes elementos son las metáforas. Si es requisito gastar dos hojas describiendo una escena, para meter al lector en ella, se hace y punto.

 

Naturaleza esencial

En el momento de detallar la naturaleza y una escena en ella, el creador de novela romántica no escatima datos. Sonido de los animales, el silbido del observando y todo lo que desee imaginar, puede pasar por la novela. El propósito es detallar los sentimientos actualmente y nada como una metáfora de la naturaleza para llevarlo a cabo.

 

Amor native

Es interesante que muchas novelas románticas, más que nada de origen estadounidense, tienen carácter native. Son romances muy localizados y limitados geográficamente. Este suceso hace que, además de amor, se toquen palos costumbristas, que asisten a crear drama en este género.

 

Experiencia propia

Habrá pasajes que sí, habrá pasajes que no, pero toda novela romántica tiene una carga autobiográfica. Los hechos reales con los inventados se entremezclan hasta confundir al lector. En muchas oportunidades, una novela romántica fué la preferible terapia para olvidar una mala vivencia. Sea como sea, estas proyectos tienen una enorme carga de datos, vivencias y corazones rotos de sus autores.

La catástrofe es la trama

Más allá de ser novela romántica, la catástrofe es la que desplaza la trama. Asi sea por amores no correspondidos o por exceso de amor. Inclusive aquellas, como Romeo y Julieta, en las que el cariño termina por desbordar a los personajes principales.

 

 

 

Yoísmo

El yo está muy que se encuentra en toda novela romántica. Precisamente, el yo de los personajes principales, quienes describen su amor, cómo lo viven, cómo lo sufren, cómo lo ansían o cómo lo pierden. Es más, durante una novela romántica tenemos la posibilidad de llegar a comprender los sueños del personaje principal, nada más yoísta. No es una posición muy contemporánea, pero nadie lo es cuando está enamorado.

Morir por amor

La novela romántica eleva el fallecer por amor al acto más noble y romántico que hay. Cada cual tendrá su opinión, pero es verdad que no pocos personajes principales han sesgado su historia, antes de pasarla sin su amado o querida. Estos sentimientos son un ejemplo evidente de irracionalidad y disparidad.

 

 

Romántico exotismo

El creador de novela romántica apasionado del amor, cambia la localización municipal por un ámbito más onírico para sus personajes principales. En la situacion de que no logren, ya que la trama no lo facilita, lo soluciona con menciones a sitios de ensueño como islas o países lejanos.

Cuatro pilares del romanticismo

4 son los temas escenciales alrededor de los que pivota el Romanticismo: amor, muerte, religión y muerte. En el 95% de novelas románticas, este póker temático será el que mueva la trama primordial, directamente o indirecta.

 

Deja un comentario