Resumen del libro “Piense y h√°gase rico”

Piense y h√°gase rico

Piense y hágase rico (Think and Grow Rich) es un libro del escritor estadounidense Napoleón Hill. Se conoce como el método más recurrente y efectivo para realizar plata con más de diez millones de copias vendidas

Resumen del libro

Los Pensamientos Sólo son Cosas

La cabeza del hombre puede poder alg√ļn cosa que conciba y alg√ļn cosa donde crea.

Los pensamientos son muy poderosos cuando se intercalan con un prop√≥sito espec√≠fico y con un verdadero deseo de transformaci√≥n en riquezas o alg√ļn otro objeto material. Hay principios demostrados para llevarlo a cabo.

Uno de esos principios es la necesidad de exceder el h√°bito de renunciar o rendirse cuando es asaltado por una derrota temporal. Antes de que el √©xito llegue a la vida de alg√ļn persona, es sin dudas una derrota temporal o la sensaci√≥n de fracaso se hagan ver. Recurrentemente, el √©xito viene justo despu√©s de la llegada de esa derrota temporal; todo lo que debe hacer es aguantar y aguardar pacientemente.

Una aceptable idea es todo lo que se necesita para poder el éxito. Esa idea, con seguridad, está en su cabeza. Cuando la riqueza llegue, lo hará en tan poco tiempo y de forma tan abundante que usted se preguntará dónde se había ocultado esa idea durante tanto tiempo.

La riqueza empieza con un estado mental y con un prop√≥sito bien definido ‚Äď y muy poco esfuerzo.

Una de las primordiales debilidades de la raza humana es su familiaridad con la palabra ‚Äúimposible‚ÄĚ; conocemos todas las reglas que no trabajan y todo aquello que es realmente dif√≠cil hacer.

El éxito le llega a todos los que lo concientizan y a esos que se obsesionan con éste. El fracaso le llega a todos esos que se admiten a sí mismos hacer del fracaso algo consciente.

Otra debilidad com√ļn es el h√°bito de medir todo y a todos por nuestra experiencia; podemos creer err√≥neamente que nuestras limitaciones son la medida precisa de las limitaciones de las dem√°s personas. Cada sujeto es el amo de su destino, gracias a que cada quien tiene el poder de controlar lo que piensa sobre esto.

Las mentes se vuelven esclavas de los pensamientos dominantes que están en ellas; estas especies de imanes, agradan las fuerzas, gente y oportunidades del tipo de vida que armoniza con la naturaleza de la mayoría de esos pensamientos.

 

El Deseo

No hay límites excepto esos que nosotros nos imponemos. Tanto la pobreza como la riqueza son consecuencias del pensamiento.

Cuando decida el curso de acci√≥n que tomar√°, o cuando tenga por √ļltimo el prop√≥sito que quiere poder, queme todos los puentes que quedan detr√°s. Esto le har√° irrealizable retroceder, a menos que lo realize victoriosamente. Al cerrar todas las v√≠as probables de retirada, desata un poder constructor dentro de su alma, que no sab√≠a que exist√≠a.

Toda persona en edad de contemplar el propósito del dinero, quiere más de éste. Pero para atraerlo enserio, debe cambiar el deseo en una obsesión, planear formas y medios establecidos para poseerlo, y llevar los proyectos a cabo con persistencia y sin la creencia de un posible fracaso.

El método por el que un deseo de riqueza, puede ser transmutado a su similar financiero es:

1. Constituya en su cabeza la precisa proporción de dinero que quiere. No en términos en la mayoría de las ocasiones, sino la cantidad precisa.

2. Determine exactamente qué piensa sugerir en vez de esa proporción de dinero.

3. Constituya una fecha en persistente para llegar a poseer esa proporción de dinero.

4. Cree un plan exacto para llevar a cabo ese deseo y empieze de una vez a ponerlo en pr√°ctica.

5. Escriba una afirmación clara y concisa del cómo y cuándo logrará tal cantidad.

6. Lea esta afirmación cada día en voz alta; mientras la lea visualícese logrando esa misión.

En la situacion de que usted quiera realmente el dinero con entusiasmo, la obsesi√≥n y visi√≥n har√°n que est√© exacto a conseguirlo. Todos esos que acumularon colosales fortunas a lo largo de la historia, primero la so√Īaron, desearon, esperaron, planearon y visualizaron.

La determinación del propósito y el ardiente deseo de poseer la riqueza, hacen la distingue. Los reales líderes siempre fueron esos que convirtieron sus ideas en inmuebles, fábricas, aviones y otros.

 

La Fe

Cerca de el, todos los días, ideas son traducidas en colosales fortunas. Usando la fe, usted cuenta con la oportunidad de sumarse a ese grupo de individuos cuyos logros ignoran fronteras.

La fe es jefe de qu√≠mica de la cabeza. La fe, el cari√Īo y el sexo son las m√°s capaces de las emociones positivas. Cuando se intercalan las tres, los pensamientos llegan al inconsciente, donde son cambiadas a su similar espiritual. Esta es la √ļnica forma en que los pensamientos tienen la oportunidad de recibir normas de el intelecto sin limites.

La fe es un estado mental que puede ser inducido por normas repetidas al inconsciente a través del inicio de autosugestión. Puede ser influenciado y desarrollado como desee, a través de la repetición de afirmaciones.

Todos los pensamientos que se convierten en emociones y se intercalan con la fe, empiezan a transformarse rápidamente en su similar o contraparte físico. Esto trabaja tanto para pensamientos negativos como para positivos.

Una cantidad colosal de individuos se sienten destinadas a ser pobres o fracasadas, a trav√©s de alguna fuerza extra√Īa sobre la que ellos no tienen control. As√≠, predisponen su inconsciente con material negativo, y s√≥lo logran cosas negativas.

Una cabeza dominada por emociones positivas se vuelve más vulnerable para el estado mental recurrente como la fe. La fe puede ser vista como el elíxir eterno que provee de vida, poder y acción al impulso del pensamiento. La fe es el punto de partida de toda riqueza.

Entendemos que un sujeto termina suponiendo aquello que se le reitera recurrentemente ‚Äďas√≠ la afirmaci√≥n sea alguna o no. En forma an√°loga, cada sujeto se transforma en lo que es a trav√©s de los pensamientos dominantes que deja que ocupen su cabeza. Los pensamientos que un sujeto ubica deliberadamente, con profundas emociones, dentro sus mentes, constituyen las fuerzas motivadoras que dirigen y gestionan cada movimiento, acto y obra.

Estos pensamientos son como imanes que agradan a otros pensamientos semejantes o relacionados; la cabeza humana, est√° en todo momento atrayendo vibraciones que armonizan con los pensamientos propios.

El punto clave es que alg√ļn plan, prop√≥sito o idea, puede ser colocado en la cabeza a trav√©s de la repetici√≥n; es por esto que usted deber√≠a escribir su misi√≥n sustancial y repetirla en voz alta, d√≠a tras d√≠a, hasta que estas vibraciones alcancen su inconsciente.

Este inicio puede ser utilizado para remarcar la seguridad en si mismo, a trav√©s de la repetici√≥n y estudio de afirmaciones como: ‚ÄúYo se que tengo la aptitud de poder alg√ļn cosa que desee y prometo insistir en mis metas‚ÄĚ.

En este exacto instante persistente este contrato, comprométase a memorizarlo y repítalo en voz alta al menos una vez al día, convencido que influenciará gradualmente sus pensamientos y acciones. Recuerde, todos los impulsos de pensamientos tienen una inclinación a materializarse en su similar físico.

El inconsciente no distingue entre los pensamientos constructivos y destructivos. Por esto, cuídese de sus propios pensamientos.

 

El Sexto Sentido

El sexto sentido es la c√ļspide de la filosof√≠a y s√≥lo puede ser comprendido despu√©s de vigilar todos los dem√°s principios.

El sexto sentido desafía la descripción; es la cabeza creativa o aquella parte de la cabeza que recibe presentimientos o inspiraciones. La comprensión del sexto sentido se consigue a través de la meditación y el progreso mental desde adentro de cada quien.

La ciencia jamás logró localizar exactamente cuál es la fuente del sexto sentido. Sin embargo, se conoce que numerosas personas lo tienen más agudo que otras. La aptitud de utilizar su sexto sentido puede ser construída. Pruebe este ejercicio:

1. Escoja algunos individuos a los que haya admirado por sus logros. Tienen la oportunidad de ser individuos históricos que tenían principios que a usted le gustaría poseer. Escoja nueve o diez personas.

2. Cada noche, justo antes de descansar, siéntese en un espacio relajado en donde usted consigua estar asolas con sus pensamientos. Imagínese sentado al costado de todos estos individuos. Imagine que está opinando con todos ellos cómo llevar a cabo un personaje que sea un complejo de lo sustancial de todas estas personas.

3. Esto creará un fértil ámbito de autosugestión, el comienzo a través de el cual los individuos son construidos. Esto lo llevará a la transformación del deseo de todos métodos.

4. Diríjase específicamente a todos estos individuos y pídales consejos sobre cómo desarrollar características semejantes a las de ellos. Pídales que lo influyan a través de su sexto sentido.

Deje que todos ellos desarrolle su propia personalidad imaginaria mientras usted los visita mentalmente. Estudie y lea todo lo que consigua sobre cada uno, para aumentar su entendimiento sobre su crónica y obra.

 

La Autosugestión

Cada adversidad, fracaso y mal, piensa la semilla de un beneficio similar o más grande. La autosugestión es la técnica por la cual usted cuenta con la oportunidad de guiarse y alentar su inconsciente.

La autosugestión es el medio para influir al inconsciente. Esta, consigue la cabeza a través de cinco sentidos, y es a su vez la vía de comunicación entre el sitio de la cabeza donde suceden los pensamientos conscientes y aquel donde reside la acción.

A través de los pensamientos dominantes, el comienzo de autosugestión consigue el inconsciente y lo influye; el hombre tiene un control absoluto sobre el material que consigue al inconsciente a través de los cinco sentidos. Esto pasa automáticamente, independientemente de si nos atrae o no.

Podemos tomarlo de forma eficaz, influyendo así nuestra cabeza, o no hacer nada y dejar que el inconsciente se llene de pensamientos negativos a la suerte.

El reto es realizar hábitos de pensamiento que sean favorables para sus esfuerzos, y así transmute su deseo a su similar capital. Usted cuenta con la oportunidad de leer en voz alta dos oportunidades al día una afirmación de su deseo por el dinero y visualizarse con esta proporción de dinero; pero la mera lectura de esas expresiones, no tendrá ninguna consecuencia eficiente a menos que las revuelva con la emoción.

Su aptitud para utilizar la autosugesti√≥n depender√° de su aptitud de concentrarse en un deseo espec√≠fico, hasta que se convierta en una ardiente obsesi√≥n. El inconsciente sigue las √≥rdenes que le son dadas y act√ļa en relaci√≥n a ellas con absoluta fe. La realidad no le incumbe al inconsciente, s√≥lo los pensamientos, ideas y emociones.

Después de visualizarse en posesión de la proporción de dinero esperado, deje que su inconsciente le otorgue el plan para hallar tal riqueza. Cree un plan exacto y empieze de una vez a ponerlo en práctica. Para alentar a su subconsciente:

1. Vaya a un espacio relajado, cierre los ojos y diga en voz alta la afirmación que logró de la proporción de dinero que quiere amontonar, el tiempo límite para su acumulación y una descripción del servicio o mercancía que quiere proveer en vez de ese dinero.

2. Integre en esa afirmación la expectativa que su inconsciente le entregará un plan a seguir.
Comprométase a seguir dicho plan.

3. Repita la afirmaci√≥n en voz alta cada ma√Īana y cada noche.

4. Ponga una copia redactada de su afirmaci√≥n, en donde puede verla cada ma√Īana y noche.
Memorícela.

5. A√Ī√°dale tanta emoci√≥n como consigua para que la imaginaci√≥n empieze a fluir siempre que la lea.

 

Conocimiento Especializado

El contemplar especializado está dentro de las claves para amasar una fortuna. La aplicación capaz del conocimiento especializado es la forma más recurrente de realizar riqueza.

El contemplar puede ser general o específico; el contemplar general es de poco uso al intentar amontonar dinero; la generación de una colosal fortuna procede de la organización o del uso del conocimiento especializado.

El contemplar es poder en potencia; sólo se transforma en poder cuando es ordenado en proyectos de acción, dirigidos a objetivos específicos.

La palabra ‚Äúeducar‚ÄĚ significa deducir o desarrollar desde adentro. Un hombre educado no en todos las oportunidades tiene abundante conocimiento general o espec√≠fico; es aquel que cre√≥ las facultades mentales que le admiten hallar todo lo que quiere, sin violar los derechos de los dem√°s.

Un hombre educado sabe dónde hallar el contemplar cuando lo necesita y más que nada, cómo organizarlo en un plan de acción. Para cambiar el deseo a su similar capital, necesita de conocimiento especializado sobre el servicio, mercancía o profesión que intenta sugerir a cambio.

La acumulación requiere de poder; el poder es conseguido sólo a través de un conocimiento ordenado, dirigido y de colosal forma especializado.

Los hombres exitosos jamás paran de hallar conocimiento especializado sobre su sustancial propósito, negocio o profesión. Tanto el éxito como el fracaso son resultados del hábito.

 

El Cerebro

Cada cerebro humano es con la aptitud de atrapar vibraciones de pensamientos enviados por otros cerebros.

El inconsciente, es el lado transmisor del cerebro; la imaginación creativa es el lado receptor. La autosugestión es el medio por el que usted trabaja el lado transmisor de su cerebro.

Todos estamos controlados por fuerzas intangibles que no tienen la oportunidad de ser vistas. Por ejemplo cosas cosas cosas, nadie vió la gravedad o la fuerza detrás de las olas del mar; sin embargo, todos estamos bajo la influencia de estas fuerzas invisibles; el poder de la cabeza es similar.

Se ha exacto que cada cerebro humano tiene entre 10.000 y 14.000 millones de c√©lulas nerviosas y hay 1.000.000.000 millones de l√≠neas que conectan a las c√©lulas del cerebro entre s√≠. No es verdaderamente dif√≠cil que al menos algunas de estas l√≠neas y c√©lulas logren tener el √ļnico prop√≥sito de estar comunicado con otras mentes o fuerzas intangibles.

Imaginaci√≥n La imaginaci√≥n es el taller de la cabeza, en donde se edifican los proyectos. Alg√ļn impulso o deseo empieza a formarse y a crearse a trav√©s de la facultad imaginativa de la cabeza. El hombre tiene la oportunidad de hacer alg√ļn cosa que sea con la aptitud de imaginar. √°mbas formas de imaginaci√≥n son:

1. Artificial: no crea nada nuevo, pero organiza los conceptos, ideas o proyectos en nuevos tipos de producciones.

2. Creativa: a través de premoniciones e inspiraciones, la cabeza se vuelve acorde al inconsciente de otra gente. La mayoría de los colosales líderes se engrandecen a través del avance de sus imaginaciones creativas. Para desarrollar este tipo de imaginación, piense sobre estos principios:

1. Las facultades creativas se vuelven m√°s se√Īales a trav√©s de la puesta en pr√°ctica recurrente de ellas.

2. Magnifique un propósito exacto, a través de el deseo de cambiar el deseo de todos métodos.

3. Visualícese en posesión de su meta; piense cuidadosa y completamente sobre todos los beneficio particulares que disfrutará.

4. Acuérdese que las ideas tienen la oportunidad de ser transformadas en dinero, a través del poder del propósito exacto y los proyectos específicos.

5. No hay un precio estándar para las ideas; el constructor de un método fija su precio, y si es listo, obtiene justo lo que quiere.

6. La cr√≥nica de toda colosal fortuna comenz√≥ el d√≠a en que un constructor de ideas y un vendedor de ideas se unieron y eligieron trabajar juntos al un√≠sono hacia una misi√≥n com√ļn.

7. Cuando un método nace, debe ser impulsada y alimentada para que permanezca viva. Próximamente, esta idea comienza a tomar su poder y sobrepasa toda oposición.

8. Las ideas son fuerzas tangibles; tienen m√°s poder que el cerebro f√≠sico que las cre√≥. De hecho son inmortales ‚Äď tienen la aptitud de vivir muy despu√©s de la desaparici√≥n de la persona que las cre√≥ originalmente-.

 

Decisión

La desidia (procrastination) ‚Äď la carencia de una decisi√≥n persistente ‚Äď es un enemigo com√ļn que cada sujeto triunfadora debe vencer. La multitud exitosas tienen el h√°bito de tomar selecciones r√°pido, eficientemente y de ser sustancial, cambiar aquellas selecciones que no son productivas.

La mayoría de la multitud que fallan en amontonar muy dinero para contemplar sus pretenciones, son en la mayoría de las oportunidades fácilmente influenciadas por las críticas de los demás. Si usted es así, no tendrá deseos propios; usted tiene un cerebro y una cabeza que debería utilizar para tomar selecciones.

Esos que hablan muy, la mayoria de las oportunidades hacen muy poco; la sabidur√≠a genuina com√ļnmente se revela a trav√©s de la modestia y el silencio. Cuando usted abre la boca en presencia de otra persona capaces, est√° revelando sus proyectos y prop√≥sitos; esto le puede traer como resultado que los dem√°s utilicen sus proyectos y lo pongan en pr√°ctica, dej√°ndolo fuera de juego. Una norma establecida es reportar al planeta lo que intenta hacer haci√©ndolo.

Tomar selecciones en persistente requiere de valentía. Es posible que tenga que sacrificar cosas atrayentes al llevarlo a cabo.

 

Planificación Organizada

Todo lo que el hombre consigua realizar o hacer, comienza primero como un deseo; el deseo es la sección primera del viaje, de lo abstracto a lo de hoy. En el taller de la imaginación, es donde se crean y organizan los proyectos.

Para realizar proyectos pr√°cticos:

1. Al√≠ese con tantas personas como sea sustancial ‚Äďel inicio de dominio mental.

2. Considere las virtudes que usted proporciona a quienes se unen a usted.

3. Re√ļnase con su grupo al menos dos oportunidades por semana.

4. Mantenga una particular armonía dentro del grupo.

Nadie puede amontonar una colosal fortuna por sí solo.

Si su plan sustancial falla, reemplácelo con otro. Este punto marca el enlace entre esos que persisten hasta tener éxito y esos que les gustaría poseerlo si no piensa bastantes problemas.

Ni la persona m√°s capaz sobre la tierra puede amontonar dinero sin proyectos que sean pr√°cticos y factibles. Cuando los proyectos fallan, la derrota temporal no es un fracaso persistente.

La derrota temporal piensa que algo anda mal con ese plan; otro deber√≠a ser desarrollado a cambio. Ning√ļn hombre es jam√°s derrotado hasta que renuncia en su propia cabeza.

El que se rinde jam√°s gana y un ganador jam√°s se rinde. La planificaci√≥n capaz es primordial para el √©xito en un emprendimiento dise√Īado para amontonar riquezas.

El Poder del Dominio Mental

Los hombres toman los hábitos y poder de pensamiento de esos con quienes se asocian, en un espíritu de armonía y simpatía. Si usted forma un grupo con gente que consigua encaminarlo hacia su misión, usted llegará a alcanzarla más rápido de lo que jamás pensó.

El poder, ordenado e inteligentemente canalizado, es primordial para amontonar una fortuna con √©xito. Los proyectos son in√ļtiles sin el poder sustancial para llevarlos a la realidad; el poder tambi√©n es requerido para retener el dinero cuando es juntado. El poder puede venir de:

1. Sabiduría infinita: la cual puede ser contactada a través de la imaginación creativa.

2. Experiencia acumulada: asi sea de libros u otras formas de estudio de las cosas que otra gente ya hicieron.

3. Experimentación e investigación: la agrupación, clasificación y organización de los hechos atrayentes y necesarios. Usted cuenta con la oportunidad de realizar mejor todos estos esfuerzos a través de un grupo de Dominio Mental. La idea es rodearse con gente que consigua cooperar personalmente con usted, aconsejarle y asesorarle. Esta forma de unión cooperadora fué la base de toda colosal fortuna.

Cuando sus esfuerzos mentales se intercalan con los del grupo, usted crea un c√ļmulo de vivencias que ampl√≠a las habilidades de cada integrante.

El grupo de Dominio Mental sirve como motor a través del cual usted se impulsa; esto pasa a través de su uso y aplicación, no sólo por sospechar en ello.

 

Persistencia

La persistencia es primordial para cambiar el deseo en su similar capital. La intenci√≥n y deseo, cuando se intercalan apropiadamente, se tornan en un d√ļo muy poderoso.

La mayoría de la multitud están dispuestas a dejar sus metas cuando están con problemas; pocos siguen peleando, más allá de todos los obstáculos que van encontrando en el sendero, hasta poder lo que se cree.

El punto de partida de todo logro es el deseo; la fortuna gravita hacia los hombres cuyas mentes se han listo para atraerlas y recibirlas.

La persistencia es primordial. Sin ella, usted est√° derrotado de hecho antes de haber empezado la pelea.

Escoja su grupo de Dominio Mental para integrar al menos un sujeto que consigua asistirlo a desarrollar la persistencia. Esos que son persistentes saben que, da lo mismo cu√°n dif√≠cil parezca, llegar√°n ocasionalmente a la cima de la monta√Īa.

Estas personas admiten la derrota como algo pasajero. Lo opuesto a la persistencia es el temor a la crítica. La mayoría de la multitud dejan que sus familiares, amigos y gente en la mayoría de las oportunidades los influya hasta el punto que no posee la oportunidad de tener vida propia por temor a la crítica. Este tipo de persona puede no tomar peligros en un negocio por miedo al fracaso o a la crítica. Hay 4 pasos para desarrollar la persistencia:

1. Un propósito claro: no un vago deseo o sentimiento pasajero; es una misión específica y concreta, respaldada por una intensa motivación al logro.

2. Un plan escrito: expresado con fachada de acción continua.

3. Una cabeza cerrada: a las influencias negativas.

4. Una unión amigable: el grupo de Dominio Mental, de donde usted cuenta con la oportunidad de hallar motivación y asistencia.

El Misterio de la Transmutación Sexual Transmutación significa cambiar una forma de energía a otra. La transmutación sexual piensa el cambio mental de los pensamientos de expresión física a pensamientos de otra naturaleza.

El deseo sexual es el más fuerte de todos los deseos humanos; por tal razón, puede ser la fuerza motivadora más fuerte. Cuando es explotada, desata capaces fuerzas creativas, entusiasmo para la imaginación, valor, fuerza de intención, persistencia y otras destrezas. La historia está llena de colosales líderes cuyos logros tienen la oportunidad de tener relaciones directamente con la predominación que tuvieron sobre éstos sus parejas, quienes extrajeron las facultades creativas de sus mentes. También se conoce de individuos quienes, al intentar poder el éxito, hicieron de un lado a sus parejas y comenzaron a hundirse.

La energ√≠a sexual es la energ√≠a creativa de todos los genios; jam√°s hubo, ni habr√°, un colosal l√≠der, artista o constructor que carezca de una colosal fuerza sexual. Sin embargo, la mera posesi√≥n de esta energ√≠a no es muy. Esta debe ser transmutada o transferida del deseo por el contacto f√≠sico, a otra forma de deseo y acci√≥n. El planeta no se act√ļa por la raz√≥n, sino por los sentimientos; la facultad creativa de la cabeza est√° alguna por la acci√≥n y la emoci√≥n; todos los dem√°s estimulantes combinados no son tan poderosos como la fuerza sexual. Muy pocas oportunidades, un sujeto entra en un colosal per√≠odo de imaginaci√≥n en sus vidas hasta que haya alcanzado la edad de los 40. La multitud m√°s exitosas de la historia estuvieron entre la edad de los 40 y 50 a√Īos.

Esto es debido al hecho de que, en t√©rminos en la mayor√≠a de las ocasiones, entre la edad de los 30 y los 40 los humanos empiezan a estudiar el arte de la transformaci√≥n sexual. Cuando la emoci√≥n del amor desacerba el poder de la emoci√≥n del sexo, la multitud se vuelve m√°s con la aptitud de poder colosales metas, guiados por la raz√≥n y la cordura. Cuando el romance es a√Īadido a esta mezcla, un sujeto com√ļn puede elevarse hasta poder el poder de un genio. Las emociones de amor, romance y sexo son los lados del tri√°ngulo de la genialidad. Las memorias del amor verdadero jam√°s pasan; est√°n, gu√≠an e influyen a la persona a√ļn muy despu√©s de estar con el ser amado.

La fuerza motivadora más grande para el hombre es su deseo de complacer a las mujeres. De hecho, este deseo inseparable en el hombre le brinda a las mujeres el poder de hacer o arruinar a un hombre. Los hombres, que tienen la oportunidad de tener una fuerza de intención indomable al tratar con otros hombres, son manejados fácilmente por las mujeres de su selección.

 

El Subconsciente

El inconsciente radica en un campo de la conciencia, en el que cada impulso de pensamiento que llega a través de los cinco sentidos, es clasificado y grabado. Desde esta vasta colección, los pensamientos se tienen la oportunidad de recobrar o eliminar.

El avance de hospedaje del inconsciente es autom√°tico. S√≥lo se tiene la oportunidad de tener control sobre el pensamiento en consideraci√≥n; lo dem√°s pasa autom√°ticamente. Es realmente dif√≠cil controlar completamente el inconsciente, pero se le puede sugerir alg√ļn plan, deseo o prop√≥sito que se quiera cambiar en algo exacto. Esto se hace a trav√©s de la autosugesti√≥n. El inconsciente jam√°s est√° inactivo; si no se le ofrece insumos, crear√° sus propias ideas.

El inconsciente es m√°s susceptible a los impulsos del pensamiento cuando es mezclado con intensos sentimientos o emociones. De todos m√©todos, s√≥lo los pensamientos mezclados con las emociones ‚Äď positivas o negativas – tienen una predominaci√≥n activa en el inconsciente. Hay siete colosales emociones positivas y siete negativas; las negativas penetran por s√≠ solas en el pensamiento; las positivas tienen que ser ubicadas all√≠ a trav√©s de la sutosugesti√≥n. Mientras m√°s profundas sean las emociones, m√°s r√°pida ser√° la transformaci√≥n del pensamiento a la realidad.

 

Los Seis Fantasmas del Miedo

La llave maestra que abre la puerta a la riqueza abundante de la vida, es el privilegio de hallar hacer en la cabeza un ardiente deseo de logro. La satisfacción Рque le llega a todos esos que se conquistan a sí mismos y que obligan a la vida a darles lo que le pidan Рes de una proporción trascendente. Hay seis miedos básicos que todos sufrimos en una u otra etapa de la vida.

1. Miedo a la pobreza: este es un estado de la cabeza que puede remover las oportunidades de logro en la multitud. Si no es controlado, este miedo paraliza las facultades de razonamiento, desecha la imaginaci√≥n, aniquila la seguridad en uno mismo, socava el entusiasmo, desalienta el atrayente, piensa a la indecisi√≥n e incita a la desidia. Los s√≠ntomas tienen dentro la indiferencia, indecisi√≥n, duda, preocupaci√≥n y desidia. Combata este miedo logrando ajustarse a alg√ļn nivel de riqueza que consigua amontonar sin superiores intranquilidades.

2. Miedo a la crítica: este miedo roba la iniciativa del hombre, desecha el poder de la imaginación, limita la individualidad y aleja la autoconfianza. La crítica siembra el miedo y resentimiento en el corazón humano, en lugar de amor y aprecio. Los síntomas del miedo a las críticas tienen dentro la conciencia propia, falta de posición, personalidad insípida, complejo de inferioridad, extravagancia, falta de iniciativa o ambición. Pase este miedo dejando la preocupación por todo aquello que dicen o opínan los demás de usted.

3. Miedo a no tener salud: muy gente se preocupan a esto a trav√©s de la terrible imagen que se tienen la oportunidad de haber creado en sus mentes sobre la desaparici√≥n y sus consecuencias. Este miedo, a√ļn cuando no tiene causa razonable, produce los s√≠ntomas f√≠sicos de la patolog√≠a que es m√°s temida por la persona. Los s√≠ntomas espec√≠ficos tienen dentro la utilizaci√≥n negativo de la autosugesti√≥n, hipocondr√≠a, falta de ejercicio, susceptibilidad a las patolog√≠as, exceso de auto consentimiento. Deje este miedo atr√°s decidiendo olvidar esos s√≠ntomas que tiene y descartando de su cr√≥nica las medicinas que realmente no necesita.

4. Miedo a perder el amor: los celos y muchas otras neurosis se desarrollan por el miedo a perder el cari√Īo de alguien. Domine este miedo convenci√©ndose de que puede vivir sin amor por un per√≠odo indefinido de tiempo, de ser sustancial.

5. Miedo a la vejez: Este miedo piensa que la multitud justifica la carencia de logro a trav√©s de la llegada de alguna edad. Los a√Īos en el que el hombre fu√© m√°s √ļtil a lo largo de toda la historia, fu√© entre la edad de 40 y 60 a√Īos. Elimine este temor de envejecer aceptando que la edad no es un impedimento, sino una colosal bendici√≥n que piensa sabidur√≠a, auto control y una comprensi√≥n que los j√≥venes jam√°s podr√≠an tener.

6. Miedo a la muerte: el pensamiento del castigo eterno tiene el poder de apagar el entusiasmo de alg√ļn persona por la vida; puede encontrar que vivir razonablemente feliz sea irrealizable. El planeta s√≥lo est√° hecho de dos cosas: materia y energ√≠a, que no tienen la oportunidad de ser constru√≠das ni demolidas, s√≥lo transformadas. La desaparici√≥n puede ser considerada como una mera transici√≥n de un estado a otro.

Elimine esta preocupación con un ardiente deseo por el logro, mezclado con una aceptación madura de que, ocasionalmente, todos vamos a fallecer.