Resumen del libro Mi Planta de Naranja Lima. José Mauro De Vasconcelos

 

Cuenta la narración de Zezé, un niño mestizo que habita una favela o vecindario de colosal pobreza en el Brasil y que un día, súbitamente, revela el mal y se hace adulto tempranamente. En la sección primera de la obra se detallan los individuos más interesantes, que son la familia y vecinos más próximos; en especial, se resalta el papel de los hermanos más grande y menor en la familia y también la función de la mujer en esa sociedad que refleja el nivel de pobreza que se vive en algunas partes de Latinoamérica.
Zezé, el personaje primordial, se muda con su familia a una única casa y cada hermano escoge un árbol del jardín, salvo Zezé, que no tiene la posibilidad de hacer otra cosa sino conformarse con recibir la que nadie quiere, una planta de naranja – lima con la que acaba encariñándose porque en su intensa imaginación es la única planta de todo el planeta que puede comentar.
A partir de ahí se relatan una secuencia de travesuras y errores en que el niño incurre, no por maldad, sino exactamente por su colosal inocencia. En muchas oportunidades, además, sus acciones son interpretadas de la peor forma por sus parientes, primordialmente por el padre, quien siempre le propina gigantes golpizas frente las inferiores faltas. – que en la realidad no son tales – de Zezé.
El padre tiene una reacción impulsado por la cólera que le hace el estar sin empleo y sentirse un inútil, un estorbo. A la dureza de la vida llena de maltratos, Zezé enfrenta una activa fantasía: su planta de naranja-lima se transforma en su confidente, su mejor amigo y compañero de juegos. A través de su imaginación, Minguito o Xururuca –que son los nombres que cariñosamente el personaje primordial ofrece a la planta– se transforma en el medio de escape de su dura situación.
Un jiro importante en la vida de Zezé es su acercamiento con el dueño del mejor coche de la región, el Portuga. De él se hará muy amigo, y el Portuga se verá intensamente enternecido por la forma de ser de este niño. Su amistad crecerá día a día, tronándose en cariño, en amor verdadero, en amor de un padre a un hijo.
Incluso después de una terrible golpiza, el Portuga conversa con Zezé sobre la posibilidad de adoptarlo, lo que crea en este toda una corriente de ilusiones.
Llega el momento en que la familia de Zezé piensa en cortar su planta de naranja-lima, que cada vez es mas grande de tamaño, pero mas pequeña en su corazón, debido a que crece en él cada vez más el cariño por Portuga; al día siguiente, en clase, Zezé se entera de qué el mangaratiba, el tren de la región, acaba de arrollar a Portuga.
A raíz de esto enferma de muerte por un tiempo de unas tres semanas, después de las cuales se está recuperando para vivir lleno de tristeza la novedosa situación económica de su casa: su padre a sido empleado en una única compañía de la región con un óptimo cargo, por lo cual el tiempo de pobreza se ve haber llegado a su fin.
La obra acaba con una carta de Zezé a Manuel Valladares, confesando todos los sentimientos que a tenido a lo largo de su crónica, y cómo tuvo que crecer precozmente.
¿Te sirvió este archivo?

(50%) SI    NO (50%)

(adsbyGoogle = window.adsbyGoogle || []).push({});
Compartir este resumen:

O bien, copie y pegue el siguiente código en su portal web, blog o foro:
<a href=”http://www.resumenes10.com/mi-planta-de-naranja-lima-jose-mauro-de-vasconcelos.html” target=”_blank”>Resúmenes Mi Planta de Naranja Lima. José Mauro De Vasconcelos</a>