C√ďMO ELEGIR UN BUEN NOMBRE PARA TUS PERSONAJES

El Nombre

El nombre; un aspecto¬†del personaje que pasa inadvertido, pero que es de¬†colosal consideraci√≥n. Elegir un √≥ptimo nombre para los individuos no es f√°cil,¬†no vale alg√ļn cosa. Los nombres est√°n sometidos a una opini√≥n subjetiva muy arraigada al individuo; un nombre incre√≠ble para ti puede escucharse horrible en o√≠dos ajenos. ¬ŅQu√© realizar entonces? ¬ŅQu√© establece la calidad de un nombre?¬†El Naming.

¬ŅQu√© es el Naming?

Naming, en ingl√©s, significa literalmente¬†nombrar. Y tiene relaci√≥n a¬†las t√©cnicas para la creaci√≥n de nombres que se utilizan en Marketing. Y aunque, por norma establecida, estas t√©cnicas van enfocadas a marcas de compa√Īias, algunas de sus nociones¬†tienen la oportunidad de ser usadas para denominar a nuestros propios individuos.

La mera vida del Naming nos hace cubrir la consideración y el poder de un nombre. Y en numerosos casos, el nombre de un personaje primordial termina convirtiéndose en una marca. Un óptimo ejemplo: Harry Potter.

En este apartado aplicaré las normas más escenciales del Naming para aconsejarte sobre cómo deberías denominar a tu elenco, de manera que cumplan las expectativas y sean lo más acertados posible a su propósito.

La ambig√ľedad de los nombres

Antes de nada, para poder ser prop√≥sito en este asunto, tienes que de ser consciente de¬†la ambig√ľedad que hay en los nombres. Cada lector¬†va a revivir un recuerdo diferente con seg√ļn qu√© nombre. El nombre de¬†Susana, por ejemplo cosas, podr√≠a conseguir que un lector rememorase a su cari√Īosa abuela. En tanto que a otro podr√≠a recordarle a una chica muy¬†sexy¬†con la que compart√≠a pupitre en el centro.¬†Susana¬†tambi√©n pudo ser el nombre de¬†una chica abusona, que oscureci√≥¬†los a√Īos institucionales de cierto lector¬†y para quien dicho nombre suscita un recuerdo terrible. Este tipo de asociaciones son¬†inconscientes¬†y aunque en la mayor√≠a de la multitud no cobran un valor sustancial,¬†hay bastantes nombres contaminados con ideas subjetivas asociadas. Este hecho¬†no debe ser un inconveniente¬†para el escritor, ya que su trabajo consistir√° en dotar a los individuos de un carisma tan fuerte y marcado que¬†har√° que cada nombre tenga personalidad propia.¬†Ante estos recuerdos asociados a nombres, el escritor debe realizar caso omiso a los prejuicios, dado que no hay una manera de comprender qu√© nombre va a incomodar a seg√ļn qu√© lector.

Utiliza el nombre preciso y punto. Si dejas que alguien lea tu manuscrito y te dice: ¬ęno llames Javier al personaje primordial, porque Javier me suena a nombre de vagabundo.¬Ľ T√ļ ni caso. Porque a otra persona, Javier le sonar√° a¬†nombre de abogado. Cada loco con su tema, y tu a lo tuyo. Si a ti disfrutas y el nombre cumple su funci√≥n en la obra, entonces particular.

Pero precaución, todo lo citado no supone que sea rigurosamente escencial que cada personaje deba poseer en todo momento un nombre y apellido justificados. Pero sí debe existir una manera de denominarle.

Mil formas de llamar a un personaje

Puede ser a trav√©s de la¬†actividad que desempe√Īa:¬†el polic√≠a, el chef, el detective, el capo‚Ķ¬†O con¬†alg√ļn apelativo relacionado con su f√≠sico, caracter√≠sticas o capacidades:¬†el bruto, el caballero, el buen hombre, el gafe‚Ķ¬†O usando un¬†nick, con el que es habitual por el resto de individuos. Aunque tenga un nombre propio, el c√≥mo se le llamar√° durante la historia es primordial, tanto en s√≠ mismo, como en su personalidad y en c√≥mo ser√° percibido por el lector. Si un personaje de dos metros, con unos brazos como troncos y una fuerza sobrehumana es apodado¬†‚ÄúEl osito‚Ä̬†por sus compa√Īeros, de ah√≠ podemos deducir una informaci√≥n agregada muy valiosa; Podr√≠a ser que el personaje, m√°s all√° de su porte, es incapaz de hacerse respetar, o quiz√° en el fondo es un bonach√≥n. Si en vez de¬†‚ÄúEl osito‚Ä̬†su nick fuese¬†‚ÄúEl rompehuesos‚ÄĚ, el m√©todo de personaje cambia dr√°sticamente.¬†Y simplemente hemos cambiado el nick.

Un nick o seud√≥nimo¬†tiene la oportunidad de tener mucha m√°s fuerza que nuestro nombre real del personaje. Y si no que se lo comenten a¬†Heisenberg, de¬†Breaking Bad. La clave est√°¬†en encontrar que el nick elegido transmita las emociones correctas,¬†cuando alg√ļn personaje lo pronuncia. El escritor debe jugar con¬†las reacciones de los individuos¬†al escuchar dicho nick, de manera que la mera presencia del mote¬†le¬†est√° aportando al lector¬†una informaci√≥n primordial sobre el susodicho personaje, sin no haberlo personificado en la escena. Otro colosal ejemplo:¬†Voldemort. Cuyo nombre no se animan a pronunciar los particulares magos de Hogwarts, en¬†Harry Potter.

El escritor no tiene por qué utilizar un formato impersonal hacia sus individuos.

Nuestro escritor tambi√©n puede comentar de sus propios individuos a trav√©s de un mote o nick,¬†no tiene por qu√© utilizar un formato impersonal¬†donde √ļnicamente utiliza el nombre propio de cada personaje. Este recurso es √ļtil para dotar a estos con algunas caracter√≠sticas sin obligaci√≥n de mencionarlas. Si un personaje nuevo entra en escena, y el narrador tiene relaci√≥n a √©l como¬†‚Äúel m√≠stico‚Ä̬†o¬†‚Äúel druida‚ÄĚ, por ejemplo cosas, el narrador lo est√° envolviendo con un halo enigm√°tico y extra√Īo, y unas caracter√≠sticas que van impl√≠citas con esa denominaci√≥n. El lector deducir√° esto, y percibir√° al nuevo personaje como lo que el escritor pretende: alguien enigm√°tico y extra√Īo.¬†Y sin obligaci√≥n de descripci√≥n alguna.

Con continuidad, los escritores en sus inicios utilizan¬†nombres muy simples¬†para sus individuos. Por ejemplo: Jos√©, Mar√≠a, Antonio, Ana‚Ķ El hecho de usar un nombre m√°s at√≠pico no piensa que nuestro personaje pierda realismo, y al utilizar un nombre tan com√ļn (m√°s si a√ļn va acompa√Īado de un apellido com√ļn)¬†no consigue atrapar favorablemente al lector.¬†A modo de ejemplo, el nombre de¬†Diego Alatriste¬†es muy m√°s inolvidable y incre√≠ble que¬†Juan Mu√Īoz.¬†Y no por ello¬†Diego Alatriste¬†es un nombre extra√Īo o poco ver√≠dica.

Una solución recurrente a este problema radica en utilizar nombres recurrentes pero poco usuales. A la vez tienen que de ser agradables al oído, dado que el lector va a leerlos y pronunciarlos multitud de oportunidades a lo riguroso de la obra. Busca una combinación de nombre y apellido que sea sonora y hermoso, a la vez que verídica. Conviene tener precaución con no forzar muy el nombre, o no quedará convincente que consigua existir alguien con ese nombre.

Un incre√≠ble ejemplo ser√≠a¬†Daniel Sempere, personaje primordial de la famosa saga de¬†Carlos Ruiz Zaf√≥n: La sombra del viento.¬†Daniel¬†es un nombre com√ļn, pero no tan incre√≠blemente com√ļn como¬†Jos√©, por ejemplo cosas. Mientras que¬†Sempere¬†es un apellido sonoro y inolvidable. El resultado es un nombre muy m√°s atrayente de pronunciar y m√°s f√°cil de acordarse de lo que ser√≠a, por ejemplo:¬†Jos√© Garc√≠a. Tan f√°cil y austero que se ve privar al personaje de una identidad especial.

Y por favor, si alguien con un nombre muy com√ļn est√° leyendo esto, que no se ofenda. Nosotros no elegimos nuestro nombre y apellidos. El escritor s√≠ tiene esa opci√≥n, y es responsable directo del nombre de sus individuos.

Respeta la nomenclatura de cada región.

Tanto el nombre como los apellidos¬†tienen que ser coherentes con el pa√≠s de origen del personaje.¬†Si un personaje tiene padres y abuelos rusos, no tiene ning√ļn sentido que se llame¬†Edward Smith, por numerosos a√Īos que lleve viviendo en Londres. Ten siempre presente la descendencia y el pa√≠s de origen de cada personaje antes de escoger su nombre.

Y en la situacion de que se intente un mundo de ficción, sé consecuente y coherente contigo mismo. No tendría sentido que dos individuos del mismo reino tuviesen nombres increíblemente diferentes. O, en la situacion de la ciencia-ficción, que una criaturas alienígena de un planeta tenga un nombre parecido a otra de otro planeta distinto.

Webs de nombres y generadores de nombres aleatorios

¬ŅA√ļn as√≠ no sabes por d√≥nde empezar? ¬ŅNo tienes ni la m√°s remota idea de c√≥mo denominar a tus individuos? Hay multitud de¬†generadores de nombres a la suerte en l√≠nea, que¬†te hacen m√°s f√°cil nombre y apellidos, con sus respectivos¬†or√≠genes. Esta herramienta es ideal para individuos terciarios, pero no la sugiero para individuos primordiales ni secundarios, a estos quiero dedicarle un extenso tiempo a meditar sus nombres.

Behind The Name

indudablemente la conveniente enciclopedia de nombres que hay. Al menos la que más precaución tiene en el instante de desglosar el criterio. Hay muchas páginas que se inventan el origen de los nombres, pero ésta realmente se vuelca en el instante de sugerir información fidedigna sobre el origen de cada nombre y apellido.

http://www.behindthename.com/

http://surnames.behindthename.com/

Fantasy Name Generators

Fantasy Name Generators es un peque√Īo tesoro escondido que descubr√≠ hace poco. Si disfrutas el g√©nero de fantas√≠a, echa una observaci√≥n. Te va a encantar.

http://fantasynamegenerators.com/

¬ŅTe ha resultado √ļtil esta informaci√≥n? ¬ŅC√≥mo eliges t√ļ los nombres de tus individuos? ¬ŅAlgo que quieras a√Īadir a todo lo citado? ¬°Deja tu opini√≥n en los comentarios!

Deja un comentario