Un resumen de la fuerza de Sheccid de Carlos Sánchez

En esta ocasión se esboza un resumen de la fuerza de Sheccid, esta hermosura literaria exhibe en sus líneas el cariño y anhelos de unos niños, está llena de añoranzas, fraternidad e incontables sentimientos. Su constructor, Carlos Sánchez, consigue dibujar en esta trama la fuerza alentadora que piensa el primer amor juvenil que jamas se olvida. Te va a gustar, sigue leyendo!

 

Resumen de La fuerza de Sheccid, de Carlos Cuauhtémoc Sánchez

 

La fuerza de Sheccid, es una novela que incentiva a realizar mas fuerte los interesantes, a sugerir término al libertinaje y retomar los planteamientos  con firmeza de los valores y argumentos éticos y morales. Esta hermosa y aleccionadora historia además de admirable es magnífica, colmada de promesa, sueños y valores humanos, que sin lugar a dudas asisten a proveer fuerza, a acordarse lo que vivido, así como a sospechar en lo que se es en este preciso momento.

El presente resumen de la fuerza de Sheccid, ofrece inicio con la caminata de Carlos, cuando súbitamente se aproximó a él un vehículo carmesí, y el piloto indaga sobre un colegio, a esto el chico le indicó que muy cerca había una escuela, frente lo cual el chófer le invito a que lo condujera hasta allá.

Pero Carlos no aceptó la iniciativa, pero el chico se percató que un amigo de el, llamado Mario iba de copiloto y afirmó que el era instructor de biología y comerciaba elementos y cosas, por por lo cual Carlos asintió en ir con ellos. Sin embargo, ya en el interior del vehículo, se percató que el vidrio no bajaba, dándose cuenta que algo no se encontraba bien allí.

 

Entonces el piloto, le ofreció unas revistas y Carlos no se imaginó lo que la multitud tienen la aptitud de hacer mientras son fotografiadas.  Pasando por las calles halló una simpática pequeña, estudiante de su misma escuela. Carlos al verla reconoció que era una de las superiores amigas de la chica que le gustaba.

Esta chica era Ariadne, el coche se le acercó y le logró la misma pregunta que a Carlos, pero a ella él le enseñó las revistas y extrajo de una caja un integrante masculino artificial y la invita a tocarlo, frente esto Ariadne pensó que se encontraba mal, y se percató de algún forma que la puerta tenía un sin lugar a dudas no dejaba abrirla, fue entonces que lo rompió y echo a correr.

El piloto les ordenó que buscaran a la chica, en tanto que Carlos se esfuerza por huír, a través de Ariadne. Pero Mario llegó sin la chica. Carlos se encontraba aturdido, las imágenes daban vuelta en su cabeza, por lo grotescas que le parecieron. Al llegar a casa le contó el hecho a su madre, frente lo que afirmó que logró bien en bajarse del coche, ya que ese hombre era un enfermo.

 

 

En otro orden, el chico Carlos iba a dedicarle un poema a Sheccid, cuando el instructor ha dicho su nombre, pero Carlos se encontraba muy nervioso, con solo reflexionar que no resultara mal. Y de hecho, se le olvido el poema pero comenzaron a aplaudir, y eso lo salvó. Otro día charlando llega Ariadne, quien le ha dicho a sheccid lo que pasó con el extraño coche rojo; pero Sheccid se sintió engañada y confundida, y decidió distanciarse.

Una tarde estando Carlos en la salón de química, aguardaba a la salida de Sheccid y Ariadne de la clase para que estas refirieron sobre el hecho acaecido en días pasados y intentar aclarar lo de vehículo rojo, debido a que esto sería una trampa propiciada por un amigo. Pero al irse, notó que Ariadne se encontraba llorosa y era consolada por su amiga Sheccid, frente lo cual Carlos entró y preguntó al instructor por que lloraba Ariadne.

A lo cual el instructor mencionó que ellas se encontraba llevando a cabo un trabajo realmente bien en el telescopio, pero se distrajo y uno de sus compañeros sacó la lente primordial, y el maestro regaño a Ariadne por descuidada, y que por esto sería suspendida del centro, salvo que apareciera o repusiera la lente, lo cual era irrealizable, ya que se había ido por el caño.

Frente esto, Carlos pensó que si le quitaba la lente a su telescopio, podía ser útil para reconciliarse con Ariadne, entonces cuando salió corrió hasta su casa y le quitó la lente a su telescopio. Pero al llegar a buscar a Ariadne que se encontraba con Sheccid y con una niña que no conocía Ariadne, se negó a proferir palabra, ya que se encontraba muy molesta, pero cuando Carlos sacó la lente Ariadne se sorprendió y acabaron siendo amigos.

Carlos le solicitó a Ariadne que si era viable su asistencia con Sheccid, y como Sheccid requería de un compañero voluntario para encontrar un texto, Carlos iría con ella, y acordaron hallarse a las 4:30 pero sheccid no acudió, después de lo cual Carlos la vio llegar y se sintió favorecido. Paulativamente, Carlos la iba queriendo más pero no le gustaban sus cambios de humor, solía molestarse muy. Un día Carlos busco a Sheccid en el recreo y le ha dicho sobre sus cambios de actitud, fue así que ámbas chicas se enojaron con Carlos.

 

De la misma manera, Carlos llegó al salón muy irritante, y Sheccid fue con Ariadne pero se desvaneció, y Carlos alterado la condujo al servicio médico, y ahí Sheccid le confesó que verdaderamente le amaba pero que no deseaba ocasionarle pesar y padecimiento, frente esto Carlos se encontraba sosegado por que se lo había dicho, cuya diatriba es recurrente en los niños. Después, esta chica por el momento no volvería a la institución.

Ya al otro día, fue al hospital, y Ariadne le refirió que Sheccid había fallecido, Carlos comenzó a llorar colocado adjuntado con Ariadne, y esta le indicó que Sheccid le escribió y legado una misiva, y el chico la comenzó a leer, en ella le asegura que lo amaba, pero que tuvo que decir lo opuesto para que no se enteraran de su patología mortal, mencionó que lo amaba por que sabia respetar, pero que tenía que superarse por el y por ella, culminó sus líneas diciendo, te amo Carlos; este se sintió muy triste, pero también sintió una fuerza que lo unía a ella.

Capítulo I: El automóvil rojo

El presente resumen de la fuerza de Sheccid ofrece inicio cuando un joven llamado Carlos es interpelado por un conductor de un extraño carro rojo, el cual de manera engañosa le solicita información al chico sobre la dirección de un Centro educativo; a lo cual el chico de manera inocente ingresa a llevarlo en lo personal.

Sin embargo, una vez el joven está en el interior del carro se percata que es un engaño, y que un amigo de el que está en el interior del vehículo es cómplice del hombre, que por demás después de las cuestiones de este sobre una chica y ver unas revistas mostradas por el hombre, sospecha que el personaje es promotor sexual y de pornografía, que quiere seducirlo y obligar a trabajar para él.

De la misma manera, intenta seducir a una compañera de Carlos de nombre Ariadne, al invitarla a subir subir al lujoso auto, quien oportunamente consigue huír al comprender lo riesgoso que es subirse con un desconocido; y cuyo instante lo aprovechó Carlos para huír del vehículo, donde el hombre lo tenía encerrado.

 

Capítulo II: Primer acercamiento

Este capítulo llamado el primer acercamiento, tiene relación a Carlos cuando llega a su lugar de vida y se siente asustado y atormentado, y busca en el estudio aguardando encontrar respuesta a su reciente vivencia, y después de un rato se percata que su madre lo mira, esta es psicóloga, y el joven le narra lo acontecido. Su madre trata de animarlo, le enseña y lo abraza, al tiempo que le recomienda alguna lectura que le tienen la posibilidad de asistir.

Capítulo III: Festival de fin de curso

Así que tiene relación en el resumen de la fuerza de Sheccid, se refiere al fin de las clases, y el personaje escencial de la obra, Carlos le compone un bello poema a la chica de sus sueños, y el cual debe recitar en el estrado, no obstante, cuando es su turno su cabeza se queda en blanco, ya que mira que su amor está acompañada y abrazada.

El chico fallido se va al baño, después de lo cual se consigue en el pasillo son su profesora de Literatura quien lo anima, y de igual modo, está con un grupo de chicos que lo molestaban en todo instante, y este se une a ellos y parte en un coche negro, en la vía observa  a los dos chicas, a Ariadne y su enamorada Sheccid, y uno de los jóvenes le propina una nalgada a su amor, a lo Carlor al aguardar garantizar el honor de su chica, es empujado fuera del coche del vehículo, las chicas lo encuentran y llaman una ambulancia.

Capítulo IV: Grupo en versión beta

Carlos, aun preocupado por el incidente que sucedió con el extraño chofer del carro rojo, estando de vacaciones colegiales dedicó un riguroso tiempo a la lectura de los contenidos escritos sugeridos por su madre. Como se puede observar en el resumen de la fuerza de Sheccid, una vez iniciaron las clases la profesora Areli, conformó un grupo académico y él fue elegido, la intencionalidad de esto, era exhibir la particular sabiduría de estos chicos.

Carlos, en ese primer día de colegio, notó al irse de clases, que había un grupo de chicos cerca de un auto rojo, y rápidamente este recordó lo acontecido con un coche rojo a su amigo Mario, que era cómplice del extraño chófer, y que lo instó a subir a dicho auto, el cual ocasionalmente no lo había vuelto a abarcar desde ese momento.

 

Capítulo V: Fenómeno psicológico

El joven Carlos, se armó de valor y se aproximó al vehículo, preguntándole al conductor por Mario, frente lo cual se pone furioso y se va. En este preciso momento, el joven más precavido, logró tomar nota de las placas, y se dirige a la policía, acompañado de la mamá de Mario.

De la misma manera en este capítulo, objeto del resumen de la fuerza de Sheccid, Carlos se consigue con su amor eterno Sheccid, y que ostentaba el mismo nombre, y era igual al de un hecho narrado por su padre, sobre un sujeto que animado por su amor llamado Sheccid, lo impulsa para seguir con vida y transformarse en un honorable caballero.

Capítulo VI: Laboratorio de química

En este además, se observan a los tipos alumnos, en la práctica de laboratorio, donde Carlos estando en la clase de Química está con Ariadne que está llorosa ya que había roto la lente del microscopio, mientras se encontraba en clase, este rápidamente piensa en ofrecerle la lente del microscopio que tenía en su casa , felicidad a un obsequio de su padre, a fin de hacer las paces con Ariadne.

Pero antes de que el chico le dijera a Ariadne, el instructor le pide que pase adelante a formular una explicación de la clase, frente su imposibilidad de argumentar lo pedido, el instructor le pide que salga del salón, no sin antes amenazar con reprobarlo; esta explota el instante y va por la lente, mientras todo su grupo va a comentar con el director, por tener en cuenta una injusticia lo que el instructor le logró a Carlos, frente lo cual la también profesora Areli se enfurece.

Capítulo VII: Ariadne

Este capítulo inicia cuando Carlos le distribución la lente del microscopio a Ariadne, y esta le asegura asistirlo con su amor, así que se prueba en el resumen de la fuerza de Sheccid. Pasados unos días, Carlos es golpeado por el chofer del carro, y el chico es acompañado de sus padres a denunciarlo a la policía.

Frente la demanda interpuesta, el funcionario responsable del trámite sin pudor, solicita a su padre que le de dinero, a fin de ayudarlos, frente lo cual el padre de Carlos, se enfurece y pide comentar con el superior, frente lo cual el personaje cambia su conducta, y le pidieron que acudiera a las áreas de trabajo después de 3 días para abarcar el estatus de las indagaciones, a cargo de un comandante de nombre Tomás.

 

Capítulo VIII: ¿Quién irá por el libro?

En este resumen de la fuerza de Sheccid, se prueba que ya a esta altura, Carlos se incentiva a confesar su amor a Sheccid, y le pide que sean novios, y por la intervención de Ariadne acuerdan en continuar a encontrar algunos contenidos escritos en una librería. Pero esa noche, su papá llega irritante, ya que se ha enterado que el supuesto comandante que transporta la demanda contra el pervertido, había dado de baja desde hacía 3 años, precisamente por corrupción.

Capítulo IX: Helado de chocolate

En este capítulo Carlos y en el resumen de la fuerza de Sheccid, Carlos asiste a tiempo a la cita con su querida, a la cual esta llega media hora después de lo pautado, y acertadamente, compraron sus contenidos escritos, y fueron por unos ricos helados y a charlar, es entonces que se percataron que los dos tenían varias cosas en común, y que se gustaban mutuamente, el chico se encontraba inmensamente feliz.

Capítulo X: Respetar a la mujer

El siguiente día, está Carlos opinando con su padre, ya que hay una muchacha de nombre Alicia que le agrada Carlos, pero él no está divertido en ella, recordando que él solo tiene cabeza para Sheccid; frente lo cual su padre se enoja por que según su posición, es muy descortés, frente lo cual el chico le hace cubrir al padre que si sabe respetar a las mujeres.

En este mismo capítulo, en el resumen de la fuerza de Sheccid, la joven Ariadne le refiere que su Sheccid está indispuesta, ya que su progenitora sufre de esquizofrenia, en tanto que su papá tiene un otra mujer, frente lo cual el chico se queda desconcertado, debido a que además de esa trágica novedad, se consigue a su amor con Adolfo.

Capítulo XI: El obsequio

Entonces comienza este además, cuando Carlos le ofrece un obsequio a Sheccid, el cual es un pack de bombones, y además le redacta un poema, pero Sheccid al notar el poema, señala que es basura, lo arruga y lo bota; frente esa grosera acción Carlos siente que la odia, además de sentir un gigantesco mal. Y es allí, que se percata que su querida, es una chica superficial, y que no le ofrece consideración a las cosas sencillas, y que es incapaz de apreciarlas.

 

Capítulo XII: La novia de Adolfo

Esta parte de la obra refiere cuando el joven Carlos va por Sheccid a su salón de clases, y Adolfo se molesta, ya que según él es novio de Sheccid, y le pide su períodico, debido a que se lo regaló para que supiera lo que sentía por ella, esta intenta justificar su actitud con el poema pero el se va muy enojado.

Al irse Carlos de clase, una amiga de Sheccid lo busca para soliciar la asistencia, ya que Adolfo le pega a Sheccid, frente tal acción, él participa y acaban a puñetazos, en tanto que en la noche, la policía va a su casa, debido a que en teoría brindaron con el conductor del carro rojo, y a Mario que sufrió un supuesto hecho.

Capítulo XIII: Trifulca colectiva

Acertadamente, como se muestra en el presente resumen de la fuerza de Sheccid, Mario fue objeto de un secuestro y se encontraba accidentado, por romperse la cadera, aunque dicho secuestrador quedó ileso, y se causó la desaparición de una chica de 16 años.

Además, el día siguiente, la pandilla de Adolfo quiere confrontar a Carlos, y algunos amigos cuando salgan de clase, por lo cual ya hay una multitud esperando la contienda, y aunque Sheccid le pide que no lo realice, él se siente puesto en deber.

Capítulo XIV: Fiesta negra

Aquí tiene lugar el combate entre los 2 grupos retados, por un lado, se encontraba la banda de Adolfo y por la otra, la de Carlos, de esa pelea, resulta con la nariz rota Adolfo a través de Carlos, en tanto que éste, resulta con 2 costillas rotas.

Capítulo XV: La pregunta primordial

Carlos en este resumen de la fuerza de Sheccid, y se afirma otra vez a la joven, para sean novios, pero esta otra vez lo repudia despiadadamente, y exhibe además una posición irónica, frente ello, se quita y la deja llorosa, sus amigas van a reconfortarme, pero ella se desvanece, entonces a eso que Carlos va a prestarle auxilio, gracias a que aun la quiere.

 

Capítulo XVI: Te extrañaré

Los demás amigos, cuando Carlos viene donde Sheccid, se van y los dejaron solos, cuando Sheccid retoma el comprender, le dice que ella también le quiere, pero que ella debía partir a otra nación y no deseaba lastimarlo, por lo cual no había aprobado. Cuando llegó el día de su partida, y antes de esta se subiera al auto. Ella se despidió de él con un fuerte y riguroso abrazo, así como un profundo y con pasión beso. Los dos se declararon su amor , enseñando que ni la distancia los podía dividir.

Capítulo XVII: ¡No puede ser!

De la misma manera, ya en este capítulo, después de irse a su lugar de vida de Sheccid se encontró con una vieja amistad, Frida, quien le narró una historia diferente, debido a que señaló a Carlos que sus papás no estaban divorciado, y que Sheccid se encontraba muy enferma, y que esta no partiría a otro país, sino que iría a un centro especializado para tratar su patología.

Frida también le contó, que Sheccid por su lado y como se puede observar en el resumen de la fuerza de Sheccid, al otro día de llamar a la amiga de Frida acongojada para señalar que Sheccid fue objeto de una operación en un centro de neurología, y que falleció, frente tal novedad, el chico permaneció sin expresiones y colgó el teléfono abruptamente, y salió corriendo al hospital.

Capítulo XVIII: La carta

Cuando Carlos llegó al centro de salud, se encontraba Ariadne, quien simultáneamente le dio una misiva que Sheccid le dejó por si fallecía, en esa carta le profesaba a Carlos su inmenso y eterno cariño, que a través de él había conoció el cariño, y que de forma simultanea, conoció a alguien que le había otorgado mucha felicidad, fuerza y valentía, ese otro, no era más que DIOS.

En la carta también le pidió que se acercara a él, oséa, a DIOS, pero de la forma precisa era detallar un vínculo individual con él, y que además jamás se olvidara de ella.

Capítulo XIX: La fuerza del Sheccid

Ya en este capítulo final, se aborda el momento cuando llegó su mamá y lo halló en su habitación, para abarcar cómo se encontraba, Carlos le contó lo ocurrido en la llamada fiesta negra, además le narra que vio a la madre de Sheccid, y que verdaderamente respondía al nombre de Justina, y que si era esquizofrénica.

 

De igual modo, así que se muestra en el resumen de la fuerza de Sheccid, también vio a su padre con la novia dando alcohol a su hermano, que se encontraba ebrio; y la chica Sheccid vistiendo una minifalda, muy maquillada, bebiendo y fumando cercada de hombres, coqueteando sugestivamente a los hombres.

Sin importar estos sucesos, Carlos le ha dicho a su madre que ya él sabía lo que verdaderamente deseaba cuando fuera más grande. Cuando este no se encontraba, su mamá entró a la habitación del chico, y vio lo que se encontraba escrito en su períodico sobre la realidad y la patología incurable de la chica.

Por su lado, Carlos le argumenta que quería que su crónica con la chica contará con un final hermoso y no lo que de todos métodos le había ocurrido, pero que a él no importaba lo que había pasado, ya que a través de su Sheccid consiguió la intención y seguir con su crónica, y además se acercó a Dios.

Conclusión

Ya con fachada de conclusión,  se puede añadir en el resumen de la fuerza de Sheccid, su constructor Carlos Sánchez, quiere dejar ver al lector, lo considerable que resulta comunicar valores morales a los chicos mientras van acercándose a la adolescencia y juventud, ya que de esto dependerá en su mayoría el futuro de generacional.

Pone en prueba de igual modo, la forma de crecer sin dejar de la lado la fidelidad y la honestidad; por lo esta magnífica obra deja como enseñanza que el hombre mientras va desarrollándose, tiene varios caminos, todos ellos  además de las distintas direcciones, exhibe todas las selecciones que tienen que tomarse teniendo adelante tanto el sendero del bien como del mal.

Sin embargo, lo considerable abarcar que si se tienen buenas bases familiares, cívicas y sociales, por ejemplo cosas, es viable tomar la decisión precisa. De igual modo, la historia expuesta por el constructor, deja ver la hermosura y la oscuridad que hay en el cariño, a conocer la amistad, la honestidad y la promesa.